opinion


Por: Edelmiro Castro Sedano

Eso calienta


Fecha Publicacion:  sábado, 1 de agosto de 2020 - 02:30:00 -- Fecha Actualizacion viernes, 31 de julio de 2020 - 22:40:51

Emilio Lozoya Austin sigue la estrategia que le aplicaron a su defensor en Inglaterra con Augusto Pinochet, llegó al aeropuerto y de ahí fue trasladado a un hospital de lujo para que no fuera puesto a disposición del juez y pisara la cárcel. La filtración de información a los medios es la estrategia del defensor para descarrilar el juicio, afectar el debido proceso a fin de evitarle a su cliente ir a la prisión. Es por ello que no fue puesto a disposición de jueces federales.

El padecimiento verborreico crónico del Presidente López Obrador contribuyó a favor del acusado. Opina sobre cualquier tema, especialmente en éste, como si la presidencia le autorizara a opinar ya que es el Poder Ejecutivo y no el Poder Judicial.

Cuando el Presidente Andrés Manuel López dice que es testigo protegido comete una intromisión en el Poder Judicial que afecta el proceso ya que no ha sido imputado de los delitos de que lo acusan.

Según abogados esa figura no se le debe otorgar a Emilio Lozoya Austin ya que se le acusa de operaciones con recursos de procedencia ilícita, cohecho, asociación delictuosa y ejercicio indebido del servicio público. Para ser testigo colaborador se requiere que un juez lo acepte y no ha sido así…

La Fiscalía General de la República, jurídicamente, teniendo en sus manos a Emilio Lozoya Austin acto seguido debió entregarlo a un Juez Federal quien lo pondría a disposición inmediata, ya que de acuerdo al manejo que se le dio es como si no se hubiera formalizado la cumplimentación de los mandamientos en su contra.

Se nota desaseo completo en el juicio a Emilio  Lozoya Austin, antes de que el acusado rinda su primera declaración ministerial ya lo están calificando. Sólo en México se da ese caso. El angelito se va a su casa a cumplir prisión domiciliaria con un dispositivo electrónico para su localización. Y aquí no ha pasado nada.

El proceso más relevante en la historia de la corrupción en el país, exhibe vicios de origen, desde que el Presidente habla sobre el caso y califica de manera pública hasta que el Fiscal General de la República permite que le quiten al reo de las manos; información relevante que sólo debía darla el Fiscal. Se vulneró la secrecía del juicio, principio esencial en todo proceso.

El juicio a Emilio Lozoya se perfila como La Madre de Todas Las Corrupciones. 

La preparación y experiencia; honradez y eficiencia del Fiscal Alejandro Gertz Manero será factor decisivo para alcanzar ese objetivo.  La Historia dirá.

Tras 19 meses en California, E.U., regresa el avión presidencial.                                                                                                                Tuvieron que devolver                                                                                                                                                                           el avión emblemático,                                                                                                                                                                      que no pudo vender                                                                                                                                                                 un mentiroso maniático.


Copyright: Diario 21

e-Paper

VER ACERVO