principal

  • Exigen padres de los "43" a Obrador cumpla su palabra de justicia

Arriban a Iguala más de mil 200 personas en 32 autobuses

Exigen padres de los "43" a Obrador cumpla su palabra de justicia


Fecha Publicacion:  lunes, 28 de septiembre de 2020 - 02:00:00 -- Fecha Actualizacion lunes, 28 de septiembre de 2020 - 02:14:53

Por : Natividad Ambrocio

Iguala, Guerrero, Septiembre 28.- Al considerar que Ayotzinapa rompió el silencio de la corrupción, asesinatos y desapariciones de Iguala, madres y padres de familia de los 43 normalistas, exigieron al presidente Andrés Manuel López Obrador, cumpla con su palabra de justicia y de localización de sus hijos porque en el sexenio de Peña Nieto, no la tuvieron.

La postura se realizó en el marco del sexto aniversario del asesinato de seis personas, entre ellos tres normalistas, 25 heridos y la desaparición de 43 estudiantes de la Normal Rural “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa a manos de policías preventivos municipales de Iguala e integrantes de grupos de la delincuencia organizada.

Alrededor de las 15 horas, 32 autobuses con más de mil 200 estudiantes, padres de familia e integrantes de organizaciones sociales llegaron a los terrenos de la feria y marcharon a la Estela de Luz en memoria del normalista Julio César Mondragón Fontes, en la ciudad Industrial.

En este lugar, hicieron una oración por el descanso de los caídos y colocaron una ofrenda floral; en este punto, Lenin Bernabé Mondragón Fontes, hermano de Julio César, manifestó que a seis años de los hechos hay impunidad en el caso Ayotzinapa.

Durante su intervención narró el pesar que resultaron las diligencias ministeriales de su hermano Julio César, quien fue torturado causándole más de 40 fracturas en todo su cuerpo, luego desollado y finalmente le sacaron los ojos, la madrugada del 27 de septiembre del 2014.

Por ello exigió justicia para su familia Mondragón Fontes, así como para los padres de familia de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala.

Ante los cientos de presentes, también una de la madres de los normalistas reiteró su exigencia de saber la verdad, la aparición con vida de sus hijos y castigo a los responsables de los hechos.

Al concluir el mitin, el contingente de padres, estudiantes y organizaciones sociales, marcharon hacia la otra Estela de Luz, donde murieron Julio César Ramírez Nava y Daniel Solís Gallardo, quienes cayeron ante las balas de los policías municipales de Iguala y miembros del crimen organizado en la esquina de Periférico Norte y la calle de Álvarez.

YA BASTA DE MENTIRAS

En este punto, la señora Bertha Nava, mamá de Julio César Ramírez Nava, con lágrimas en los ojos y la voz entrecortada, elevó su voz para exigirle al presidente López Obrador que cumpla su palabra que ofreció en campaña a los padres de los 43 jóvenes desaparecidos.

“Ya basta de mentiras del presidente, de que se siga burlándose de los padres y de estar sembrando falsedades porque les prometió que lo solucionaría y no les ha cumplido”, expresó.

La madre de Julio César dijo que no se van a callar porque le mataron a su hijo como a los otros dos jóvenes y que le da rabia que en Iguala digan que no los dejarán entrar cuando tienen todo el derecho de estar en Iguala porque la sangre de tres inocentes quedó derramada.

“Iguala, no venimos a hacerte destrozos ni ha provocarte, pero tenemos derecho a pisar esta tierra y no es porque queramos, pero nos pegaron donde más nos duele que son nuestros hijos y te pedimos que no seas injusta con nosotros para venirle a dejar flores a nuestros hijos”, afirmó.

Por su parte, Vidulfo Rosales, abogado de los padres y madres de los 43, desaparecidos hace 6 años, dijo que su presencia es para rendir un homenaje a los tres normalistas asesinados.

También hizo un breve relato de los dos ataques con armas de fuego de los que fueron víctimas los normalistas y que a la media noche, al tratar de refugiarse fueron desaparecidos, mientras que otros fueron resguardados por gente en sus domicilios; mencionó que el estudiante Aldo Gutiérrez está en estado vegetativo desde la noche del 26 de septiembre de 2014.

Señaló que no es posible que el gobierno de Guerrero miente al decir que no tiene nada que ver, así también Iñaki Blanco quien dijo que prestó la diligencia, siendo que la noche de los hechos no llegó ningún ministerio público ni ninguna autoridad.

“Las instituciones, las policías municipales, el ejército mexicano, la policía federal, ministeriales, participaron en la agresión de los normalistas”, aseveró.

Dijo que en Iguala no solo se atacó y asesinó a los normalistas, sino que antes ya habían ocurrido asesinatos de luchadores sociales y que también habían desaparecido a personas inocentes.

“Aquí había muerte y terror en Iguala y sigue habiendo, donde las madres y padres de familia de los 43 trajeron vida y esperanza a Iguala al romper el miedo y tuvieron el valor de encarar y denunciar lo que ocurría en Iguala, no se vale que se organicen para preservar la ciudad cuando permitieron que haya más de 500 desaparecidos y asesinatos y no se organizaron para impedirlo”.

Por ello dijo que el movimiento de las madres y padres es por la vida, la verdad y justicia.


Por su parte, Felipe de la Cruz, uno de los voceros de los padres de familia, al hacer uso del micrófono, dijo que con dignidad y coraje siguen de pie “venimos a decirles a los asesinos que no vamos a dejar de luchar y que el Caso Ayotzinapa no quedará impune”.

Agradeció a la población que abrió sus puertas la madrugada del 27 de septiembre del 2014 después del segundo ataque donde los estudiantes se refugiaron en las casas.

También manifestó que en ningún momento han afectado a la ciudadanía igualteca, pero en cambio seguirán molestando a las instituciones que les provocaron daño.

Y que su lucha es para que no se repita jamás otro Ayotzinapa, y que ninguna familia más llore y se preocupe por dónde están sus hijos, por ello seguirán regresando a Iguala con el riesgo que implique, “porque en este lugar está sembrada la semilla de la corrupción y que se descubrió la cloaca que existe en el gobierno mexicano, así como en los jueces del Poder Judicial.

También participaron como oradores otra madres de familia y un estudiante de la normal, quienes reiteraron la exigencia de verdad, justicia y castigo a los responsables.

Al concluir el mitin, los presentes entonaron el himno “Venceremos” con el puño en alto para después enfilarse a los autobuses para trasladarse a las instalaciones de la normal ubicada en el municipio de Tixtla.

Copyright: Diario 21

e-Paper

VER ACERVO